Dime quien soy y su anticomunismo

Antes que nada, quiero dejar bien claro que este artículo no es ninguna crítica literaria, sino más bien las impresiones que como lectora, y sobretodo como comunista, he tenido mientras leía este libro.

Hace unos meses, a través de mi perfil de facebook, pregunte a mis amigos y contactos que me recomendaran un buen libro para leer. Entre las recomendaciones salio Dime Quien Soy, de Julia Navarro; la persona que me lo recomendó (no recuerdo quien), me dijo que me iba a gustar ya que la protagonista de la historia “era comunista, como tú”. Debo de decir que no era la primera vez que leía algún libro de esta escritora, y aunque dejé de leerla cuando me leí La Sangre de los Inocentes, ya que me resulto bastante islamófoba me dije “vamos a darle una oportunidad, a ver que tal”….. Craso error!

Creo que iba por el segundo o tercer capítulo cuando empecé a notar un tufo (iba a poner tufillo, pero no, tufo) anticomunista muy descarado. No quiero destripar nada de la trama, por si todavía queda alguien por ahí que quiera perder el tiempo en leerla, pero el retrato que hace de algunos de sus personajes de ideología comunista, o incluso de la propia protagonista al unirse a ellos, me resulta cuanto menos bastante cuestionable.

Según avanzaba en la trama, más me costaba seguir pero me propuse terminar de leerlo dispuesta a volcar mis impresiones en este blog. El caso, es que ya no es sólo como retrata a lxs comunistas sino también a la antigua URSS en la época de Stalin. Se supone que un buen escritor de novela histórica, antes de ponerse a escribir, debe de tomarse la molestia de hacer un exhaustivo trabajo de investigación sobre el tema a tratar; pues bien, tengo la sensación o mejor dicho, estoy segura de que Julia Navarro no ha hecho tal cosa. Y no será porque no hay documentación sobre el tema, y me refiero tanto a los documentos del Comité Central sacados a la luz en la época Gorvachov, como por las investigaciones de historiadores rusos tales como Zemskov o Dougin. Pero da igual, todo vale con tal de seguir fomentando el anticomunismo en una sociedad capitalista, verdad señora Navarro?

Otra cosa que me llama muchísimo la atención en este libro, es que en ningún momento la autora menciona la persecución a la que fueron sometidos en la Alemania nazi tanto comunistas y socialistas, llegando incluso a ser recluidos en campos de concentración. O como en el caso de nuestra mal llamada Guerra Civil, sí que menciona los supuestos asesinatos de monjas por parte de “los malvados comunistas”, pero no menciona en ningún momento el trato que recibían los presos comunistas por parte de monjas y curas en las cárceles franquistas (recordemos a Matilde Landa, por ejemplo) o como la Iglesia Católica Española, fue uno de los impulsores del golpe de estado del 36!

En fin, no me quiero extender mucho más sobre el libro. Sólo decir, que “escritores” como la propia Julia Navarro o Arturo Pérez-Reverte, son lo que Gramsci definiría como “intelectuales al servicio de la superestructura”, en este caso la del capitalismo y en un país en el cual existe una escaso conocimiento sobre Historia, son un peligro; y que tengan éxito de ventas no es indicio de su calidad como escritores sino precisamente de ese escaso conocimiento que tenemos sobre la Historia.

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s